Introducción al capítulo LXVIII

 

Capítulo bellísimo que demuestra hasta dónde ha de llegar el monje por el camino del desprendimiento y abnegación. Completa el capítulo 5º y los grados tercero y cuarto de humildad, siendo al mismo tiempo la expresión espontánea de los grados sexto y séptimo. Este capítulo encabeza un grupo de disposiciones destinadas a mantener vivo en todo tiempo el espíritu que anima las observancias regulares. En general tratan de aquellas cosas que pueden ofrecer dificultades más graves o más frecuentes, ya en relación con los superiores, ya con los hermanos.

Contenido del capítulo:

1

Primer paso: aceptación humilde del mandamiento.

2-3

Segundo paso: sugerencia humilde al superior.

4-5

Tercer paso: obediencia heroica.

 

 

Capítulo LXVIII. Si a un hermano le encomiendan cosas imposibles.

Comentario espiritual sobre la Regla de san Benito por Denis Huerre

 

26 abr., 26 ago., 26 dic.

1Cuando a un hermano le manden alguna vez obedecer en algo penoso para él o imposible, acoja la orden que le dan con toda docilidad y obediencia. 2Pero, si ve que el peso de lo que le han impuesto excede totalmente la medida de sus fuerzas, exponga al superior, con sumisión y oportunamente, las razones de su imposibilidad, 3excluyendo toda altivez, resistencia u oposición. 4Mas si, después de exponerlo, el superior sigue pensando de la misma manera y mantiene la disposición dada, debe convencerse el inferior que así le conviene, 5y obedezca por caridad, confiando en el auxilio de Dios.